Niños y adolescentes

Dentro del equipo de profesionales de Psicode contamos con tres psicólogas expertas en la terapia infanto-juvenil.

terapia-adolescente

En muchos casos será necesario el trabajo con los padres para ayudar a la recogida de información ,  agilizar el cambio y resolver el problema.

oficinas-psicode5

Tanto la decoración del centro como el trato que le damos a nuestros pacientes cuando llegan a la consulta facilita que los niños se sientan muy bien en nuestro centro.

¿Cómo explicarle a mi hijo que tiene que ir al psicólogo?

como decirle a mi hijo que va al psicologo psicode

Muchos padres cuando nos piden cita en el Instituto  Psicode con la experta en niños, nos preguntan ¿qué le decimos antes de llevarlo por primera vez? . Algunas recomendaciones:

¿Cuándo decírselo? Si son niños muy  pequeños se lo informaremos el mismo día, si ya son más mayores (a partir de 7-8 años) podemos hablarlo un día o dos  antes, para que se vayan preparando, y  tengan tiempo para aclarar dudas.

Es importante no usar la figura del psicólogo como amenaza, “si sigues portándote así te voy a llevar al psicólogo” pues estamos asociándolo a algo negativo, y si  el niño al final tiene que acudir,  lo verá como un castigo, en lugar de una ayuda.

¿Qué les decimos y Cómo? Si son muy pequeños decirles directamente que  vamos  a visitar a Tania, Cristina o Marta. Es decir, llamarlo directamente por el nombre de la psicóloga.

En cuanto entran en Psicode la primera vez y  ven la decoración, las chuches y los juegos, le dan la certeza de que es un lugar cálido y divertido.

A partir de los 5 años, la figura del profesor está muy normalizada en los niños, así que podemos recurrir a ella. Le explicaremos que es una profe que nos va a enseñar cosas divertidas y que vamos a jugar y hablar de las cosas que le gustan a él. Intentaremos dar un mensaje de calma y tranquilizador, diciendo que el lugar donde vamos han ido muchos niños como él o ella y se sienten contentos cuando acuden. Dejaremos claro que no vamos al médico, que no nos van a dar ni jarabes ni pastillas, ni pondrán inyecciones.

Si el niño tiene más de 8 años, podemos profundizar un poco más, que vamos a visitar a una persona que es experta en las emociones y en ayudar a los niños (también podemos utilizar la palabra psicólogo).

Podemos incluso aclarar la incertidumbre del niño contándole  lo que va hacer en la visita. “El/ella te preguntará cosas y te va a enseñar cómo hacer que  tu cerebro  sea más fuerte para que consigas: concentrarte mejor en tus deberes, sentirte más alegre ,aprender cómo jugar con otros niños,  perder el miedo a los perros, quitarte los pensamientos tristes, no tener pesadillas, etc (en función de cada caso lo adaptaremos al niño).”

 

PSICODE - Instituto de Psicologia y Desarrollo PersonalSe encuentra habilitado como Centro Sanitario por la comunidad de Madrid con el número de registro sanitario CS13418